------------------------------------------------------------------------------------------

22/1/14

Me voy de facebook, ¿por qué?

Algunos de los que aquí me leéis cuando me digno a escribir algo me tenéis como amiga también en Facebook. Algunos, seguramente los menos, os habréis dado cuenta que he desaparecido de esa red social. O no, porque hace bastante poco que me he ido, pero ahora ya lo sabéis.
No es un adiós definitivo, no creo que sea capaz de estar mucho tiempo sin entrar a ver qué acontece en la vida de algunas de las personas con las que allí mantengo contacto, y que, seamos francos, es el único modo de comunicación que tenemos.
Facebook es bueno para eso, para reencontrar gente a la que le perdimos la pista hace años; para volver a saber de la vida de aquella compañera de cole con la que tan bien te llevabas y de la que te separaste con tan sólo diez años cuando tus padres decidieron cambiarte de colegio. Facebook está muy bien para encontrar grupos afines a tus creencias, ideologías, pasatiempos o gustos; pero Facebook también sirve, consciente o inconscientemente, para saber más de lo que nos gustaría de algunas personas.
Sí, porque a veces,  aunque no vayamos a indagar sobre alguien (confesémoslo, todos lo hemos hecho), nos salta algo de un conocido o de un tercero que no queríamos saber, o que, sencillamente, hubiese sido mejor no saber.
Y eso es lo que ha hecho que me vaya. Un tiempo, ya lo he dicho. Seguramente lo superaré, o lo obviaré, o lo olvidaré, o me lo pasaré por el forro de los ovarios, pero de momento necesito separarme de gente que, tan sólo por saber de su existencia, me hace daño.

Llevo una temporada muy larga bastante rara, se nota por el contenido de mis escasas entradas aquí; por mis pocos o nulos comentarios en Facebook, por mis estados de whatsapp, y por las comidas de tarro que os pego a los que me conocéis en persona.
No sé cuándo se me pasará; cuando encontraré la salida; cuando volveré a ser yo misma, pero creedme si os digo que estoy poniendo empeño en ello.
Mientras tanto, lo dicho, me alejo de Facebook para tomar aire, fuerzas, y volver, cuando vuelva, dispuesta a comerme al que se atreva a acabar conmigo.

Salud,
Nür

4 comentarios:

Pilar Arguiñáriz Lusarreta - Palel dijo...

Una buena decisión si así lo has decidido tú, la pena es que sea por el motivo que citas.
Yo procuro alejar y bloquear todo lo que no me interesa, incluidas personas.
Hay cantidad de amigos de los que no soy amiga, en el caralibro, se entiende, solo por el hecho de que tienen amigos que yo prefiero tenerlos en el "no existe".
Un beso grande.
(Ahora sé porque ha bajado un numerito el Palel Blogueando jeje).

Penny Lane dijo...

Te entiendo, a mi también me ha pasado. Hace años hice lo mismo, pero en tuenti.

Te echaré de menos :)

Un besito bella

Penny Lane dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
natalia_paperblog dijo...

Estimada Nür

Soy Natalia, Responsable de Comunicación de Paperblog. Tras haberlo descubierto, me pongo en contacto contigo para invitarte a conocer el proyecto Paperblog, http://es.paperblog.com, un nuevo servicio de periodismo ciudadano. Paperblog es una plataforma digital que, a modo de revista de blogs, da a conocer los mejores artículos de los blogs inscritos.

Si el concepto te interesa sólo tienes que proponer tu blog para participar. Los artículos estarían acompañados de tu nombre/seudónimo y ficha de perfil, además de varios vínculos hacia el blog original, al principio y al final de cada uno. Los más interesantes podrán ser seleccionados por el equipo para aparecer en Portada y tú podrás ser seleccionado como Autor del día.

Espero que te motive el proyecto que iniciamos con tanta ilusión en enero de 2010. Échale un ojo y no dudes en escribirme para conocer más detalles.

Recibe un cordial y afectuoso saludo,
Natalia